Nicotina para vapear. ¿Qué necesito saber? 


Última actualización: Febrero, 2017

Ya hemos hablado de algunos de los componentes más importantes como la glicerina líquida ahora toca hablar de la nicotina. Como sabrás y ya habrás leído por nuestra página, vapear va muy bien para los que quieren dejar el tabaco porque pueden ir dejando la nicotina gradualmente sin dejar de hacer vapor y disfrutar de muchos más sabores que no se pegan en la ropa. Así pues, podrás tener tu cigarrillo electrónico sin nicotina.

Hábitos de fumadores

Mientras que es de utilidad tener en mente el nivel de nicotina líquida que necesitas tener en los e-líquidos, es incluso más importante analizar tus hábitos como fumador que te servirán como guía.

nicotina vapearUn consumidor que fume sólo unos pocos cigarros al día, se le hará más fáciles a cambiar a consumibles con pocos niveles y llegar a vapear sin nicotina mucho más fácilmente. Sin embargo una persona que tenga el hábito de fumar un par de paquetes, por otro lado requerirá una alta dosis de nicotina para asegurarse que no tiene ganas de volver al analógico.

A parte de esto nos encontramos a otro grupo que caería en el medio. También es importante considerar los hábitos personales. ¿Con que duración y cuanto fumas? Si solo te gusta soplar un par de veces aquí y allá, tal vez quieras considerar un líquido algo más fuerte para que incremente los niveles de nicotina durante tu pausa. Sin embargo si te gusta hacerlo de forma continuada durante el día, es posible que quieras un contenido de nicotina líquida en el que no lo injieras demasiado hasta ponerte enfermo.

O tal vez quieras variar tus niveles de nicotina en diferentes situaciones. Por ejemplo querrás que sea más fuerte durante las comidas, pero querrás que sea más ligera a primera hora de la mañana. En este caso, querrás los dos típicos de sustancias a mano, experimentar y ver que tipo de nivel te interesa más. Al fin y al cabo el objetivo siempre tendría que ser poder vapear tu cigarrillo sin nicotina para desprenderte de la droga.

Más no siempre es mejor

Los nuevos usuarios vapeadores acostumbran a comprar nicotina líquida mezclada de una forma demasiado elevada. Se acuerdan del dolor y la incomodidad de los síntomas de dejarla de lado, cuando lo intentaron por primera vez, y tienen miedo de pasar por lo mismo antes de cambiar al cigarro electrónico. Los usuarios más experimentados saben que este no es el caso.

Un dispositivo de estos pueden llevar montones de nicotina líquida, pero con niveles adecuados en tu líquido no tendrías que notar ningún efecto secundario de adicción en hacer el cambio. Recuerda que siempre puedes vapear un líquido que sea demasiado bajo, pero que si es demasiado alto entonces estás haciendo el efecto contrario. Así que estate alerta de los síntomas de la sobredosis de nicotina líquida, lo que queremos es acabar a vapear sin nicotina.

Los síntomas más comunes acaban siendo dolores de cabeza, nauseas, mareos… Si experiencias cualquiera de estas cosas, descontinua el uso de todos los productos con nicotina y coméntalo con tu doctor. Evita las sobredosis simplemente teniendo en cuenta el nivel de nicotina líquida que debería contener el zumito que pones en el vaporizador. La idea es que no le tengas miedo a las recaídas porque has elegido un nivel demasiado alto. Piensa por ejemplo que los vaporizadores portátiles se pueden disfrutar tanto o más que los analógicos, simplemente tienes que tener en mente sentido común, experimentar y escuchar a tu cuerpo.

¿Cómo elegir el nivel de nicotina adecuado?

Ya lo hemos comentado a groso modo por internet, pero es importante para aquellos que estén haciendo la transición, que elijan una nicotina líquida tan fuerte como justa de lo que se puedan permitir. Vamos a ver el porqué.

  1. Fumar para compensar: como tu cuerpo se ha acostumbrado a tener ciertos niveles de esta droga, elegir un reemplazo algo más flojo que el tabaco original puede terminar en ser una compensación al hecho de fumar. Esto lo que significa es que terminarás fumando o vapeando más para compensar la falta de nicotina líquida que no te has puesto y que tu cuerpo cree que sigue necesitando.

Por ejemplo, si fumas un cigarro normal de fuerte y elijes un vaporizador más liviano, desinteresadamente fumarás o vapearás mas cantidad par compensar la “pérdida” de nicotina que tu cuerpo ha tenido. Por lo tanto si elijes un nivel inferior de a lo que estás acostumbrado cuando comprar líquidos, tu cuerpo necesitará más y por lo tanto pensarás que los e-cigarros no funcionan y recaerás. Cuando en verdad sólo se trataba de personalizar y cambiar el nivel de nicotina.

  1. Demasiado gusto en la garganta. Por otro lado, si actualmente estás fumando tabaco ligerillo basado en cigarros y eliges un componente con nicotina líquida muy fuerte, sobrecargarás tu cuerpo con más nicotina que está acostumbrado. Además ese gusto en la garganta puede ser demasiado intenso para ti. Esto puede resultar en que no te guste vapear, cuando en realidad has elegido de nuevo un mal nivel.

Guía para encontrar el nivel perfecto de nicotina

Para aquellos que quieren hacer el cambio para llegar algún día a tener un cigarrillo electrónico sin nicotina, hemos aprendido rápidamente que existen más opciones en el mundo del vapeo que fumar los típicos analógicos. Entrar en este mundo deja a mucha gente con cantidad de preguntas antes de que puedan experimentar por completo todo lo que vapear puede ofrecer. Una de las preguntas más importantes es: ¿con qué nivel de nicotina empiezo?

Responder esta pregunta puede hacer una diferencia entre disfrutar de tu experiencia de vapear o volver a hábitos antiguos que no te gustan sólo porque tuviste una mala experiencia que hubieras podido hacer buena. Aquí hay algunas cosas que puedes llevar a cabo y tener en cuenta cuando quieres empezar a vapear.

Demasiada nicotina

Cuando empiezas a vapear del e-cig y ves que te pega demasiado en la garganta, es tu primera señal de que deberías bajar el nivel de nicotina líquida. Si lo sientes demasiado no quiere decir de ninguna manera que el líquido sea malo, pero sin duda será más placentero si lo reduces hasta el nivel que te toca. Si acostumbras a fumar de manera light y eliges un líquido bastante fuerte, experimentarás la sobredosis de nicotina porque tu cuerpo absorberá más de lo que está acostumbrado mientras lo hacías de la forma típica. En este caso puede ser demasiado intenso y por esto es posible que termines no disfrutando, pero es porque lo has hecho de mala manera.

También hay otros indicadores que te mostrarán que la nicotina líquida está en demasiado cantidad cuando:

  1. Inhalas y la parte trasera de tu garganta quema.
  2. Te mareas.
  3. Te duele la cabeza.

Si experiencias cualquiera de los síntomas superiores, deberías reducir los niveles de nicotina líquida. Incluso un nivel inferior puede ser lo suficiente para mejorar esta experiencia.

Muy poca nicotina

¿Alguna vez has visto vapeadores que vapen y fuman cigarros en la misma franja horaria? Esto pasa por algunas razones. Uno de los primeros motivos es vapear en niveles de nicotina líquida que sean demasiado bajos para ti. Cuando el cuerpo se acostumbra a ciertos niveles, vapearlo puede causar que fumes y vapees a la vez para compensar esto.

Lo explicamos un poco más. Cuando eliges tu líquido que es inferior al producto analógico, hará que la persona tenga que compensar los niveles con fumar. Esto quiere decir que necesitarás vapear más, fumar o encontrar otra manera para compensar para tu cuerpo, al menos antes de que consigas vapear un cigarrillo electrónico sin nicotina.

Esto causa confusión para muchos vapeadores que están empezando. Cuando van a comprar cierto nivel de nicotina líquida que es menor de lo que están acostumbrados, su cuerpo pedirá más hasta llegar a esos niveles, y este es el motivo por que algunos vapeadores vuelven a las andanas. Estas dos situaciones son el motivo por el que es importante que elijas y busques un poco el nivel que necesitas.

¿Cómo reducir/aumentar la nicotina mezclando en casa?

Si tienes algo de tiempo y algunas botellas extras de líquidos alrededor de tu hogar, es bastante fácil bajar el nivel de nicotina líquida si ves que es demasiado fuerte para tu gusto.

La mejor manera de reducirlo sin bajar el sabor es comprar el mismo pero con menos nicotina y simplemente mezclarlos. Por ejemplo, si quieres tomar tu mezcla de 24mg/ml hasta la mitad, podrías comprar una solución con el mismo sabor pero con cero nicotina y después mezclarlo con 50/50. Si quieres ir hasta los 15ml, podrías comprar algunas soluciones de 6mg y mezclarlas 50/50. Este método te permite crear virtualmente cualquier nivel si has las matemáticas bien, y potencialmente llegar a ese cigarro electrónico sin nicotina deseado.

Sólo recuerda que tienes que considerar tanto VG y PG en las mezclas. Ambos se pueden mezclar sin problemas, sólo considera que tenderá a espesar el líquido, mientras que PG lo es menos.

Niveles que necesitas

  1. Si fumas varios paquetes al día usando cigarros de sabores, entonces deberías ir a por los 24mg de nicotina.
  2. Si fumas hasta un paquete al día, elige entre 12-18mg.
  3. Si fumas poco, consumiendo menos de un paquete, te interesará ir a por el de 6-12mg de nicotina líquida.
  4. Si fumas menos de medio paquete al día, elige entre 3-6mg.
  5. Si sólo quieres un cigarrillo electrónico sin nicotina por diversión, compra el de 0mg.

Otras cosas que deberías tener en cuenta

Considerar las nicotina líquida que tienen los productos que consumes es importante no sólo la salud, pero también por otras cosas que a continuación te comentamos.

Si quieres vapear mucho (sub-ohm)

Si quieres hacer lo que se conoce como sub-ohm entonces tendrás que repensar los niveles de nicotina líquida y hasta llegar a vapear sin nicotina, si tu cuerpo te lo permite ya. Al igual que incrementar los niveles de glicerina, querrás deducir la nicotina, ya que la inhalación de vapeo sub-ohm será más potente que hacerlo de forma normal. Mientras consumes más jugo en una sola tirada, por lo que acabas consumiendo más nicotina, por lo que siempre es mejor dejar el riesgo de la sobredosis de lado.

Los líquidos que son para hacer sub-ohm generalmente vienen en tres tipos de “fuerza”, de 0mg, 3mg y 6mg como máximo. Puedes intentarlo de hacerlo con más miligramos que estos, pero siendo realistas lo más probable es que no sea placentero para la mayoría de vapeadores.

Deterioración

Tanto la nicotina líquida como PG y VG se van degradando con el paso del tiempo. A parte de eso la nicotina lo hace más rápido, y lo mismo pasa con el sabor aunque hasta menos grado. Mientras el tiempo pasa, la nicotina empezará a tomar un color más amarillo y marrón, a parte del mal olor que empezará a desprender. Pero de hecho muchos vapeadores vapean líquidos que han sido conservados durante bastante tiempo, pero sólo en esos líquidos que el nivel de nicotina es muy bajo. Siempre que estás en duda, te recomendamos tirarlo y comprar uno nuevo, pero si tiene buen gusto pues entonces no hace falta.

Efectos secundarios

Te recordamos una vez más este aspecto. Mientras que vapear quiere decir menos exposición a químicos que se encuentran en el tabaco y demás, no quiere decir que la nicotina sea menos peligrosa sólo por usarla de este modo. El consenso general (aunque está aún debatido) es que la nicotina es adictiva, esto ya lo sabrás. Y está clasificada como moderada-baja en cuanto a dependencia física, y moderada-alta para dependencia psicológica.

Se ha mostrado que aumenta presión de la sangre y los latidos del corazón, y lógicamente no se recomienda durante el embarazo. Controversialmente, también se dice que afecta a ciertas habilidades, por ejemplo en prestar atención, memoria y habilidades motoras. Si lo miras de cerca en cuanto a las cosas buenas y cosas malas de la nicotina líquida para vapear verás que querrás un cigarrillo electrónico sin nicotina en tu mezcla como antes mejor.

Tiempo de impacto

La nicotina de los cigarros analógicos llega al cerebro en 10 segundos, y toca el sistema nervioso central en menos de 5 minutos. Aún así, evidencias anecdóticas como esta dicen que el tamaño particular del cigarro es mucho menor que lo que se encuentra en los líquidos. Esto implica que la absorción de la nicotina de vapear puede tomar más tiempo que fumar, tal vez hasta 30 segundos antes de que llega al cerebro. Se sugiere a menudo que fumar causa que la nicotina llega más fuerte, mientras que con vapear es más “caballeroso” y lo hace poco a poco. De nuevo, creemos que se necesitan más estudios en este aspecto.

Tiempo en el sistema

Por lo que hace a fumar, depende del número de circunstancias como el metabolismo y el tiempo que se lleva fumando o vapeando, a parte de la cantidad y del nivel que se consuma. Pero los restos de nicotina, es normalmente detectable al cabo de 48-72horas después de la última ingesta.

¿Te ha sido de utilidad esta publicación?

Sólo haciendo clic al botón de +1 de abajo nos motivas a ampliar la información.

Qué más tienes que saber

  • Las comparativas hechas son del todo objetivas. No aceptamos pagos de empresas.

  • Juntar y contrastar esta información son muchas horas de trabajo. ¿Quieres darnos soporte sin darnos nada? Sólo tienes que utilizar las ofertas que te enlazamos del producto que vayas a comprar. Serán los mejores precios y nos darán una comisión muy pequeña que nos ayuda a seguir escribiendo para ti.

¿Quieres preguntar o comentar?

Puedes comentar en esta sección.
Comentarios de esta página han sido cerrados.